jueves, 9 de febrero de 2012

Uritorco 2012: Día 10

Amigos:

Ayer estuvo lloviendo y hoy amaneció sin precipitaciones pero nublado.

Hoy estuvo bastante fresco y nos dedicamos a prepararnos para mañana: Sí, mañana será el gran día si el tiempo lo permite.

Nos informaron que si hay amenaza lluvia no se deja subir, a lo cual yo dije: "seguramente caminar en la ruta debe ser más peligroso y nadie te lo impide..." un muchacho jóven que estaba en el mismo negocio donde hice esta aseveración sonrió y con desparpajo dijo: "prohiben la marihuana y te dejan tomar alcohol", por un momento sentí que se había tergiversado un poco el hilo de mi pensamiento, pero como me pareció que iba en mi sentido puse cara de "... y sí, así es este sistema inhumano..."

Compramos fruta y fiambre para preparar unos sanguches que llevaremos para almorzar en la cima, dos botellas de 1 litro y cuarto de agua mineral, armamos los bolsos, también llevamos unos chocolates por si es necesario un envión de energía de último momento (en vista de que la marihuana está prohibida como sábiamente nos informó ese muchacho), cargamos las baterias de la cámara y los celulares.

Creemos haber pensado en todo, repasamos el libro de los rugbiers uruguayos perdidos en Los Andes por si es necesario tomar alguna medida drástica, Vero está prácticando el saludo del Señor Spock por si se aparecen, llevamos la comida repartida en dos mochilas y yo ya tengo armado un pequeño escrito en desagravio a los Guardianes de la Madre Tierra por si se sintieron ofendidos por la entrada del domingo pasado.

Estamos tensos como un ejército que espera el ataque final, sincronizamos relojes (aunque ninguno tiene), repasamos todos los puntos necesarios para una escalada: si sube, es pendiente, si baja, es bajada,

Por último algunas consideraciones extrañas:

Recuerdo cuando era chico que las imágenes que la literatura o el cine me daba de los robots eran un conjunto de mecanismos, motores y cables, algo así como esta imágen:

 
Todo era así, hasta que ví la película "Alien el Octavo Pasajero", allí entre toda su imaginería visual estaba la presencia de un robot que simula ser un humano y tiene la misión de llevar a la Tierra ese organismo que se sube a la nave.

Ese robot era muy diferente a todo lo que yo había visto en materia de autómatas, no tenía mecanismos reconocibles, era algo orgánico, lleno de fluidos blanco lechosos, y algo así como pequeñas esferas de color pálido (creo) unidas por mangueras donde fluía ese líquido, el resto era como el interior de un ser vivo:


¿A que viene toda esta disquisición? Pues bien, en estos días de espera me puse a pensar un poco lo que nos decía el tipo que fue el guía de la experiencia del sábado a la noche.

El hablaba de que había en la zona una ciudad interdimensional, dónde aparentemente el Monte Uritorco es una parte fundamental.

Queriendo tener una mirada amable sobre el asunto, digo para ofrecer mi lado más crédulo, me puse a pensar algo así como esto:

El Uritorco puede ser alguna de estas cuatro cosas:
  • Un Monte como son los montes para todo el mundo
  • Una máquina o artefacto
  • Una entidad viva
  • Una parte menor de una entidad viva mayor
Sobre la primera de estas hipótesis no tengo nada que explicar, pero de las tres siguientes, con la buena onda que auspicia esta parte, uno podría decir, no la reconocemos como máquina o como ser viviente simplemente porque no vemos mecanismos (en lo que concierne a una máquina) o no reconocemos órganos (si es que nos referimos a entidades vivas).

Pero que pasaría si estuviésemos frente a un nuevo paradigma de máquinas o artefactos o ante entidades vivas muy diferentes a las que conocemos.

En resumen, mejor que mañana podamos subir así me dejo de pensar pavadas...

No hay comentarios.:

Otros



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...