martes, 20 de enero de 2009

Barriletes

Ella estaba ahí, esperando...
El pasó antes y no la vió.
Sin saber se andaban buscando
y el ciego Destino los esquivó.

Ella se cansó y salió de allí.
El la siguió persiguiendo.
Ella volvió para estar ahí,
y El se quedó presintiendo.

El Destino mirándolos de reojo
se propuso realizar un intento.
El Destino se puso los anteojos
y al juntarlos se quedó riendo

Hubo flores en un ramillete
y volaron juntos sonriendo
como dos coloridos barriletes
en un cálido día de viento

No hay comentarios.:

Otros



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...